Arte Sacro
  • Noticias de Sevilla en Sábado Santo
  • sábado, 20 de abril de 2019
  • Hoy es Sábado Santo

Provincia. El Cristo de la Vera+Cruz de Castilleja de la Cuesta volverá a procesionar el Jueves Santo, después de más de dos siglos, tras ser restaurado por Fuensanta de la Paz Calatrava


Arte Sacro. El pasado 5 de abril, la Hermandad Sacramental de la Inmaculada Concepción de Castilleja de la Cuesta celebró Santa Misa de acción de gracias por la feliz restauración del titular más antiguo de la Corporación, el Santísimo Cristo de la Vera Cruz, tras ser intervenido durante un período de dos años por Fuensanta de la Paz Calatrava.

Tras hacerse previamente un estudio pormenorizado de la talla y la realización de un TAC en el Hospital Nisa Sevilla Aljarafe se observó el mal estado que presentaba el Señor: huecos en espalda, piernas y parte del sudario, lo que había provocado, a lo largo del tiempo, la aparición de importantes grietas en piernas y brazos; barnices y repintes, añadido de la lazada del sudario creada en la última restauración a la que fue sometido por el Taller de Isbilia en 1991, no siendo una pieza original de la imagen, así como el repolicromado que le efectuaron; además de otros daños provocados a causa de un incendio producido en el siglo XIX.

Por tanto, esta imagen cristífera ha sido sometida a una restauración integral, realizándose también una cruz nueva, por los Hermanos Caballero, que sustituye a la anterior, y unos nuevos clavos.

Esta impecable y excelente restauración ha sido un redescubrimiento de la gran talla del Santísimo Cristo, pudiéndose contemplar una policromía posterior a la original del siglo XVII, los signos de la pasión que estaban ocultos, así como el sudario tal y como fue concebido, gracias a la reconstrucción del mismo llevada a cabo por Antonio García Guerrero, que también ha realizado una nueva corona de espinas para el Señor.

En definitiva, se ha llevado a cabo una consolidación de toda la imagen, en cuanto a la madera, pues la misma sufrió numerosos desperfectos por el incendio y con las grietas que fueron apareciendo con el paso del tiempo.

Esta imagen, ya aparece reflejada en el inventario de la parroquia de Nuestra Señora de  la Concepción de junio de 1692: “un Crucifijo Grande que se  saca en procesión en jueves Santo en la noche”. Igualmente, en el inventario de octubre de 1744, figura en uno de los altares de la iglesia: “una Cruz con el Señor crucificado en ella, que es de la Hermandad de la Vera Cruz”. Con esta imagen procesionó la Corporación hasta el último tercio del siglo XVIII, siendo sustituido por la talla del Señor del Gran Poder.

El Santísimo Cristo de la Vera Cruz es una imagen anónima del siglo XVII, de la escuela sevillana, del que Manuel Tobaja Villegas destacó su extraordinaria calidad artística y su interesante ejecución. Documentalmente solo se le conoce una restauración, la efectuada en el año 1991 por el taller Isbilia.

El próximo Jueves Santo, el Señor de la Vera+Cruz volverá a procesionar en su día histórico, después de más de dos siglos sin hacerlo, pero en esta ocasión en la centenaria Vuelta de la Hermandad, como preámbulo a la Estación de Penitencia, formando un calvario junto con Nuestra Señora de la Piedad, antigua titular de la Corporación que es una dolorosa del siglo XVII atribuida a Pedro Roldán y las nuevas imágenes de San Juan Evangelista y Santa María Magdalena, obras de Darío Fernández Parra.

Este magnífico grupo escultórico procesionará sobre un nuevo paso que se estrenará dicho día. Su diseñador es Francisco Javier Sánchez de los Reyes, que a la vez es el director del proyecto. Las andas son de inspiración renacentista, en concreto se basa en los “cassones” italianos del s.XVI, que son unos arcones alargados de madera decorados con pinturas y tallas, cuyas patas en algunas ocasiones tienen forma de garras o patas de animales.

​​El cuerpo principal de la canastilla está decorado con pinturas ornamentales que se entremezclan y van jugando con las tallas y sobre todo con ocho arcángeles fitomórficos que sostienen torcheros con tulipas de luz, situados en las esquinas, así como con las cartelas de los centros de cada frente.

​La talla del paso la ha realizado el Taller de  Daniel Sánchez Vázquez, y la nueva cruz arbórea ha sido tallada y policromada por el Taller de los Hermanos Caballeros.  En cuanto a las cuatro cartelas y pinturas, éstas son obra del pintor Antonio Díaz Arnido, los ángeles fitomórficos del escultor Abraham Ceada, y los candelabros de guardabrisas y toda la orfebrería del taller de Orfebrería Villarreal, siendo los candelabros compuestos por un balaustre central de madera, rematado por un farol alargado en orfebrería, al que se adosan cuatro brazos de orfebrería con sendas tulipas, en tono broncíneo.

​Los respiraderos, también de estilo renacentista, están realizados sobre malla bordada en oro, simulando caer de una moldura, con inscripción sobre fondo verde oscuro, color asimismo de los faldones, que está realizando Artesanía Santonja.

​La talla del paso es de color madera barnizada, con zonas y algunos adornos de dicha talla en dorado patinado o apagado. 

​Por último, el programa iconográfico gira en torno a la devoción a la Santa Cruz, como origen de las Cofradías de la Vera-Cruz, situándose por ello en las cartelas de cada frente de la canastilla, a tres santos que fomentaron dicha devoción; San Francisco de Asís, acompañado en el remate de dicha cartela por un relicario de dicho Santo, Santa Pulqueria y Santa Elena. En la cartela trasera, la escena de la “Etimasia”, que alude al Trono vacío a la espera de la celebración del Juicio Final presidido por el signo de la Santa Cruz y otros símbolos de la Pasión a la espera de ser ocupado por Cristo en su segunda venida al mundo. Y en la moldura del respiradero, la inscripción en letras doradas sobre fondo verde, de las tres primeras estrofas del himno “Vexilla Regis Prodeunt”.

Fotos: Antonio Rodríguez Navarro, Antonio Díaz Arnido y Abraham Ceada.










Utilizamos cookies para realizar medición de la navegación de los usuarios. Si continuas navegando, consideramos que aceptas su uso.