Arte Sacro
  • Noticias de Sevilla en el mes de los Difuntos
  • jueves, 14 de noviembre de 2019
  • faltan 143 días para el Domingo de Ramos

Provincia. Nuestro Padre Jesús Cautivo caminó por Morón de la Frontera en su LXXV Aniversario


Manuel Pinto Montero. En la tarde de ayer, sábado 1 de junio, la ciudad de Morón de la Frontera vivió con emoción la conmemoración del LXXV Aniversario Fundacional de la popular Hermandad de Jesús Cautivo. La Hermandad del Domingo de Ramos se encuentra conmemorando en el presente año su aniversario fundacional con una serie de actos y cultos entre los que destacó la Salida Extraordinaria del Señor Cautivo por las calles de Morón de la Frontera.

Cuando aún bañaba el sol el Templo Parroquial de San Miguel la Cruz de guía de la Hermandad del Cautivo abandonada la Parroquia seguido de un largo cortejo de hermanos y  numerosas representaciones de Hermandades que quisieron acompañar a la Hermandad en este día tan especial. Eran las ocho y cuarto de la tarde cuando, con paso firme y lentamente, Nuestro Padre Jesús Cautivo abandonaba su templo ante numerosos fieles que se agolpaban para no perder detalle de este momento histórico. Los sones de la Banda de Cornetas y Tambores Nuestra Señora de la Victoria de Las Cigarreras de Sevilla acompañaron a Jesús Cautivo en su caminar por las calles moronenses. 

Nuestro padre Jesús Cautivo es obra de Antonio Illanes del año 1944, mismo año fundacional de la cofradía. En esta ocasión lució túnica morada que nos traslado a estampas de las primeras Estaciones de Penitencia de la Hermandad. Procesiona Nuestro Padre Jesús Cautivo sobre el bello paso de madera tallada, aún en proceso de finalización. En las esquinas cuatro candelabros de guardabrisa con cera morada iluminan a la imagen. El exorno floral estuvo compuesto por rosas red naomi, lisiantus morados, limoniun morado y estati morado.

Durante su salida procesional extraordinaria Nuestro Padre Jesús Cautivo visitó los tres Conventos de la localidad, las Jerónimas, las Hermanas de la Cruz y Santa Clara, así como la Iglesia de Nuestra Señora de la Victoria y la Iglesia de San Ignacio de Loyola, sedes de algunas de las Hermandades de Morón. Numerosos vecinos, devotos y también cofrades venidos de distintos puntos de la provincia acompañaron a Nuestro Padre Jesús Cautivo hasta las primeras horas de la madrugada cuando me nuevo, ya con la luna como testigo, regresó al Templo parroquial de San Miguel donde lo esperaba María Santísima de la Paz, titular de la Hermandad.

Este ha sido uno de los cultos más esperado por los hermanos de la corporación en esta conmemoración de los primeros 75 años de vida y de devoción a Jesús Cautivo ciudad de Morón de la Frontera. 

Fotos: Manuel Pinto Montero. 










Utilizamos cookies para realizar medición de la navegación de los usuarios. Si continuas navegando, consideramos que aceptas su uso.