Arte Sacro
  • Noticias de Sevilla en Tiempo Estival
  • jueves, 13 de agosto de 2020
  • faltan 227 días para el Domingo de Ramos

La Madrugá en Sevilla. Manuel Enríquez Becerra


Todo un acontecimiento en la ciudad de Sevilla la noche del jueves al viernes Santo de la Semana Santa hispalense.

Es una de las noches más esperadas por todos los sevillanos, porque salen en procesión y a hacer su estación de Penitencia, las hermandades de más arraigo en la ciudad, como son: El Silencio, La Macarena, El Calvario, La Esperanza de Triana, El Señor del Gran Poder, y Los Gitanos, toda una esperada madrugá por todos los cofrades sevillanos.

La hermandad más antigua de todas las sevillanas es el Silencio, que sale de la Iglesia de San Antonio Abad de la calle Alfonso XIII, que lleva al Señor del Silencio con la Cruz al hombro al revés. Es decir va abrazando la Cruz, y le sigue La Santísima Virgen de La Concepción. Es la hermandad más antigua de toda la Semana Santa es decir la primitiva.

La Macarena la más sonada por todo el mundo que sale de la Basílica del mismo nombre: que lleva a Nuestro Padre Jesús de La Sentencia y detrás María Santísima de La Esperanza Macarena.

El Calvario, que lleva un Cristo que se llama Cristo del Calvario y detrás su Madre, María Santísima de La Presentación.

La Esperanza de Triana, que le preside Nuestro Padre Jesús de Las Tres Caídas, y María Santísima de La Esperanza de Triana.

El Gran Poder, El Señor de Sevilla con la Crúz acuestas Y María Santísima del Mayor Dolor y Traspaso, y por último.

Los Gitanos, con Nuestro Padre Jesús de La Salud con la Crúz también al hombro y María Santísima de Las Angustias, que procesiona en último lugar de la madrugá.

Esa noche con estas hermandades en la calle, Sevilla no duerme acompañando a estas Sagradas Imágenes. Es la noche más esperada de la Semana Santa sevillana.

Salen de las doce de la noche para adelante y se recogen a las dos del medio día del día siguiente, a excepción de El Silencio, El Calvario y El Gran Poder, que se recogen sobre las siete de la mañana.

El Gran Poder sale de su Basílica, La Macarena también de la suya, La Esperanza de Triana de la Capilla de Los Marineros ya bastante remodelada y remozada y El Cristo de Los Gitanos que sale de su Santuario, en la cercanía con la Avenida de María Auxiliadora.

El Calvario tiene su sede canónica en la Parroquia de Santa María Magdalena, y El Silencio como ya narraba al principio de la Iglesia de San Antonio Abad de la calle Alfonso XIII.

Estas hermandades y cofradías son dignas de ver por cualquier sitio de la ciudad. A La Macarena, le cantan las hermanas de La Crúz. Al Cristo de Los Gitanos también lo nombran en la ciudad como “El Manuel” según los gitanos.

Esa noche hay miles de personas por las calles, y no te digo nada lo de miles de Nazarenos acompañando a sus respectivas hermandades. Noche madrugada mágica en la ciudad hispalense con estas joyas de cofradías por sus calles.

Manuel Enríquez Becerra.

Foto: Mariano Ruesga Osuna.










Utilizamos cookies para realizar medición de la navegación de los usuarios. Si continuas navegando, consideramos que aceptas su uso.