Arte Sacro
  • Noticias de Sevilla en Tiempo Ordinario
  • jueves, 18 de agosto de 2022
  • faltan 227 días para el Domingo de Ramos

La Capilla Sacramental de Santa Catalina anuncia el Junio Eucarístico en el Cartel de Fernando Vaquero


Arte Sacro. Este viernes, en la sede del Ateneo de Sevilla, el Consejo General de Hermandades y Cofradías ha presentado la pintura que ilustra el cartel del Junio Eucarístico 2022. Una obra de Fernando Vaquero que muestra la Capilla Sacramental de Santa Catalina como esa “apoteósica gruta en la que la pintura, la arquitectura, la talla, las yeserías, los dorados e incluso los espejos se dan la mano para conformar uno de los espacios barrocos más espectaculares de la ciudad”, en palabras del propio autor.

En este cartel, Vaquero ha querido dirigir su mirada hacia dos de los valores que más llaman la atención de las hermandades sacramentales: por un lado su acentuado carácter espiritual y por otro su inexcusable valor patrimonial. Por este motivo, el asombroso juego de luces que se produce en el interior de dicha Capilla Sacramental, las proporciones arquitectónicas y la rebosante simbología eucarística que llena toda esta estancia “hace que el fiel que la visita sienta allí ese arrobamiento espiritual de estar ante la presencia real de Dios a través de la Eucaristía”.

Tanto este cartel como la capilla en sí utilizan en su diseño el recurso barroco del rompimiento de gloria, es decir: la representación de un espacio metafísico que conecta lo terrenal con lo sublime. Lo terrenal se encuentra representado en la parte inferior del cartel, trazado con una iluminación muy leve para así distinguir perfectamente el maravilloso retablo, obra de Felipe Fernández del Castillo y de su sobrino, Benito de Hita y Castillo.

Por delante de este retablo parecen flotar en el espacio las letras “Junio Eucarístico. Sevilla. 2022” de las cuales emana una luz muy intensa y particular con la que el autor ha querido representar “la presencia del Dios Vivo, esto es: el cuerpo de Cristo”. Es aquí, en lo terrenal y en espacios como éste donde se inician las procesiones sacramentales: ya sean de impedidos o eucarísticas, “de hecho podríamos decir que éstas procesiones son una continuación de la misa la cual continúa en las calles llevando el Cuerpo de Cristo a los hogares de enfermos e impedidos y es también en espacios como éste donde estas procesiones finalizan”, según indica Vaquero.

A lo largo de la historia, las Capillas Sacramentales han sido el alfa y el omega, el principio y el final de las procesiones sacramentales, por consiguiente un lugar lo suficientemente representativo como para anunciar este Junio Eucarístico que asoma en el horizonte de la ciudad y de sus hermandades.

Conforme vayamos elevando la mirada, la luz de la estancia se va haciendo más patente hasta encontrarnos con la cúpula, o lo que es lo mismo, la representación de la gloria celeste, plagada de querubines, de símbolos sacramentales como: espigas, uvas, corderos eucarísticos, Sagradas Formas, cálices, etc., así como de los Padres de la Iglesia y de los Cuatro Evangelistas.

Para reforzar esta simbología, su arquitecto Leonardo de Figueroa situó inteligentemente tanto en los vanos laterales como en la linterna que corona la cúpula unas vidrieras y cristales de color azul celeste con objeto de que la luz natural que penetrara por ellos adquiriera ese color azulado que junto con multitud de espejitos estratégicamente colocados “refuerza aún más si cabe la sensación de que hemos llegado al mismísimo cielo”, matiza el autor.

En definitiva, Vaquero ha pretendido crear un cartel que respire ese carácter espiritual y de recogimiento que caracteriza a nuestras hermandades sacramentales así como poner en valor el rico patrimonio que atesoran y esta Capilla de la Hermandad Sacramental de Santa Catalina es buena muestra de ello.

A juicio del presidente del Consejo de Hermandades, Francisco Vélez de Luna, este cartel de Fernando Vaquero “representa a la perfección el sentir de todas las hermandades y cofrades sacramentales. Es una obra de arte extraordinaria, que tenemos la fortuna de presentar hoy a la ciudad de Sevilla y que, sin duda, es el mejor anuncio de un mes de junio muy esperado en tiempos en los que necesitamos como nunca ese encuentro con Dios Vivo que hallamos en el Santísimo Sacramento del Altar”.

Fotos: Juan Alberto García Acevedo.










Utilizamos cookies para realizar medición de la navegación de los usuarios. Si continuas navegando, consideramos que aceptas su uso.