Arte Sacro
  • Noticias de Sevilla en el mes del Rosario
  • jueves, 29 de octubre de 2020
  • faltan 150 días para el Domingo de Ramos

Provincia. Santa María necesita una restauración urgente (Utrera)


 Utrera Digital. La iglesia de Santa María de la Mesa de Utrera está necesitando una restauración a fondo. Así asegura su párroco, Diego Pérez Ojeda, quien se muestra muy preocupado por el deterioro del templo. Hace casi una década, el proyecto de rehabilitación del monumento utrerano empezó a materializarse con la intervención que la Junta de Andalucía realizó en la torre y en la portada. Sin embargo, los trabajos se paralizaron, por lo que el responsable parroquial solicita el arreglo urgente, debido a la situación en que actualmente se encuentra este inmueble del centro.

Para comprobar el lamentable estado que presenta el templo de Santa María, sólo es necesario acercarse al mismo: las paredes y portadas laterales se encuentran muy deterioradas por la abundante vegetación, las numerosas capas de pintura y la presencia de palomas; las cornisas están a punto de venirse abajo a consecuencia de las grietas que soportan; la puerta exterior de la sacristía, una joya del siglo XVII, está muy afectada por el mal de piedra; e incluso el monumento está rodeado de cables y cajas eléctricas que afean el conjunto. Además, las instalaciones de luz están desfasadas, “en un estado pésimo y con riesgo de posible incendio”, señala el párroco.

Precisamente sobre este último problema es en el que el párroco quiere actuar de forma más inminente. Por ello, ya ha remitido a la delegación provincial de Cultura el proyecto para renovar toda la instalación eléctrica e iluminación artística del interior de la iglesia, gracias a la cual se pondría en valor todo el edificio: desde el presbiterio al coro, incluyendo las naves, capillas, bóvedas, e incluso la sacristía. Actualmente se encuentra en trámite de autorización. Los trabajos, que llevará a cabo la prestigiosa empresa Mariscal Montajes Eléctricos, ascienden a unos 90.000 euros. De éstos, según ha avanzado Diego Pérez, va a contar con la subvención de 8.000 euros provenientes de la Fundación El Monte para la zona de la sacristía, mientras que existe la promesa, por parte de un empresario utrerano, de donar otra cantidad, “aunque, lógicamente, no se lograría alcanzar el importe total, por lo que se necesita la colaboración de todos". Pérez Ojeda cree que “deben colaborar las instituciones privadas y públicas para llevar a cabo este gran proyecto". La restauración de la parroquia mayor de Utrera se plasmó sobre el proyecto que en 1997 redactaron los arquitectos Juan Luis Muñoz y Julio Monzón y cuyo presupuesto, actualmente, podría superar los 2,4 millones de euros. Para llevar a cabo la rehabilitación del templo, se planificó la obra en distintas fases, siendo la primera (el arreglo de la torre, el porche y la portada) la única que hasta el momento se ha ejecutado. Aquellas actuaciones se desarrollaron en 1998, y tuvieron un coste de 534.000 euros que sufragó la Consejería de Cultura. Los trabajos los realizó la empresa Refinsa y consistieron, entre otros, en el arreglo y consolidación de los ornamentos y pavimentos, la colocación de pararrayos y de sistemas contra las palomas.

Ahora, casi diez años después, la parroquia de Santa María de la Mesa pide a gritos una perentoria intervención para poder subsanar el grave deterioro que padece y así salvar, antes de que sea tarde, uno de los principales monumentos de la localidad.

Declarado monumento histórico-artístico, Santa María de la Mesa mezcla formas góticas y renacentistas. La portada, una de las joyas del templo, está considerada uno de los ejemplos más bellos de este último estilo en Andalucía. Además, cuenta con una copia en una catedral de América. De los cuatro cuerpos que presenta la torre, dos se atribuyen al arquitecto Hernán Ruiz.

Foto: J. A. de la Bandera.

Más info en: www.utreradigital.com










Utilizamos cookies para realizar medición de la navegación de los usuarios. Si continuas navegando, consideramos que aceptas su uso.