Arte Sacro
  • Noticias de Sevilla en el mes del Carmelo
  • viernes, 20 de julio de 2018
  • faltan 268 días para el Domingo de Ramos

Provincia. Una mirada a la provincia. La hermandad de "Las Tres Horas" de Guadalcanal


 Eduardo Fdez. López. La Real e Ilustre Hermandad del Santísimo Cristo de las Aguas y Nuestra Señora de los Dolores, conocida como la hermandad de “Las Tres Horas” de Guadalcanal fue fundada en 1867 en la ermita de San Benito donde residió hasta 1939 cuando se trasladó a la Iglesia de la Concepción.

Al declararse en ruina este templo la hermandad se traslada a su actual sede, la iglesia parroquial de Santa María de la Asunción, templo mudéjar construido entre los siglos XIV y XV y ampliado posteriormente.

Los titulares de esta corporación reciben culto a los pies de la nave de la epístola.

El crucificado, advocado de las Aguas fue tallado en 1948 por José Blanco. Esta imagen sustituyó a otra anterior destruida junto al resto de imágenes que conformaban su paso de misterio en los trágicos sucesos de la Guerra Civil, nuevamente tenemos que hablar por desgracia de estos sucesos en el mundo de las hermandades.

La Virgen de los Dolores la talló Rafael Quilez y fue donada por un hermano de la corporación.

Esta dolorosa posee un bello rostro y tiene la peculiaridad de llevar las manos entrelazadas, algo bastante habitual en siglos pasados y prácticamente olvidado en la actualidad.

  

También era titular el Cristo de la Peña y que en 1983 fue cedido a la hermandad del Costalero, pasando a ser titular de esta.

La hermandad realiza su estación de penitencia en la mañana del Sábado Santo, los nazarenos del paso de Cristo visten túnica y antifaz blanco con botonadura y cinturón de esparto rojo y los de la Virgen túnica blanca con antifaz, botonadura y fajín rojo.

  

El paso del crucificado es de madera de caoba tallada con cartelas de metal plateado, lleva los cuatro evangelistas en las esquinas y se ilumina por cuatro hachones.

El paso de palio de la Virgen de los Dolores lleva orfebrería de Juan Fernández con palio y faldones rojos bordados y manto bordado por la bordadora de Cazalla de la Sierra, Esperanza Martín.

  

Fotos: Arte Sacro










Utilizamos cookies para realizar medición de la navegación de los usuarios. Si continuas navegando, consideramos que aceptas su uso.