Arte Sacro
  • Noticias de Sevilla en el mes del Rosario
  • sábado, 24 de octubre de 2020
  • faltan 155 días para el Domingo de Ramos

Opinión. Resurrection? No Thanks. Francisco Santiago.


 Si el grupo de humor ingles Monty Python, volvieran a unirse y realizaran una nueva versión de “La Vida de Brian” (Life Of Brian, 1979), de seguro que ya tenían el escenario elegido y, por supuesto, sería la ciudad de Sevilla (La Jerusalén del Sur de Europa).

Aquí, por no aceptar a la Hermandad de la Resurrección en el Sábado Santo, estaríamos toda la vida crucificando a Cristo, descendiéndolo de la Cruz, reanimándolo (perderíamos los pasajes de la Sagrada Lanzada, Santa Marta, Sagrada Mortaja, Misterio de la Trinidad o el Santo Entierro, entre otros) y volviéndolo a crucificar eternamente, volviendo sobre nuestros pasos, nunca mejor dicho.

Aquí en Sevilla nos da absolutamente igual que nuestro vecino se muera de hambre, que los que piden en las puertas de las iglesias siempre sean los mismos y siempre pasemos de largo ante ellos. Nos da igual que los conventos de clausura y el seminario estén vacios, que el vacie sea el asentamiento más antiguo de Europa o que en las 3000 impere la “no ley”.

Nos da igual el maltrato síquico y familiar, nos da igual que los monumentos se nos caigan a pedazos, nos da igual ir andando entre excrementos de perro o que nuestros familiares se pudran en residencias que visitamos de vez en cuando. Pero... ¡ quede una cosa clara!, la Resurrección jamás podrá entrar en el Sábado Santo porque, como dice el comisario Miranda, “no me sale de mis santos co…”

¿Cuál es el problema? ¿Acaso Jesucristo no muere en Sevilla el Domingo de Ramos? ¿Acaso no es trasladado al sepulcro el Lunes Santo? ¿Acaso el problema es que el misterio de la Sagrada Resurrección no lleva romanos, ni va de costero a costero ni lleva varios siglos en la nomina de las Cofradías?

Ninguna de las posibles respuestas que me den en este sentido me van a valer, porque ninguna tendría argumentos sostenibles. A mí me enseñaron de pequeño que en Semana Santa celebrábamos la Pasión, Muerte y Resurrección de Jesús.

Aparte ya de la liturgia y de los pasajes bíblicos, ¿acaso no es una Hermandad de Penitencia la Resurrección, decretada por el cardenal Bueno Monreal, acaso la jornada del Sábado Santo existía en el siglo XIX o en la primera mitad del XX?

Volviendo al inicio de este artículo y a los Monty Phyton, no quiero dejar pasar la oportunidad de recordar una de las frases más célebres de la película (Cruxifition?, Yes Sir), pero adaptándola al andaluz que se habla en el centro histórico hispalense: Resurrection? No Thanks.

Fotos: Francisco Santiago










Utilizamos cookies para realizar medición de la navegación de los usuarios. Si continuas navegando, consideramos que aceptas su uso.