Arte Sacro
  • Noticias de Sevilla en Tiempo Estival
  • sábado, 24 de agosto de 2019
  • faltan 225 días para el Domingo de Ramos

Provincia. Una mirada a la provincia. La Hermandad de Santa María de Jesús de Lebrija


 Eduardo Fdez. López. Nuestra protagonista hoy es la Venerable Hermandad y Cofradía de Nazarenos de Nuestro Padre Jesús Orando en el Huerto, Santísimo Cristo de la Buena Muerte y Santa María de Jesús, establecida en la Parroquia de Santa María de Jesús de Lebrija.

Desde su fundación en el siglo XIX, esta cofradía reside en este templo, uno de los monumentos más cofrades dentro de la Semana Santa Lebrijana, debido a su cercanía a la plaza de España y a la carrera oficial.

En sus inicios la Hermandad realizaba su estación de penitencia el Jueves Santo, hasta que entrados ya en el siglo XX cambia su día al Martes Santo.

La primitiva talla de Ntro. Padre Jesús Orando en el Huerto es de autor desconocido. Se componía de busto, manos y pies, el cuerpo era de esqueleto de madera.

Debido a su deterioro, procesionó por ultima vez, el Martes Santo de 1980.

 Al terminar la Semana Santa de 1980,  la Junta de Gobierno encarga una nueva imagen a Juan Ventura que sería bendecida en marzo de 1981 durante la celebración del quinario de la Hermandad, realizando su recorrido procesional el Marte Santo de ese mismo año.

En el año 1942, la hermandad se ve agraciada con la incorporación del Santísimo Cristo de la Buena Muerte. Esta imagen, de las imágenes más valiosas de la Semana Santa lebrijana, es de autor desconocido, atribuido a Juan Bautista Vázquez, “el Viejo” o a alguno de sus discípulos, como los Hermanos Ocampo, más a estos últimos que al primero.

La imagen de Santa María de Jesús era una Virgen de gloria, realizada a finales del siglo XV, según algunos de los documentos que posee la Hermandad. La imagen estaba cuando se transformó en parroquia el convento de Santa María de Jesús, lugar en el que ya recibía cultos.

En los cincuenta la Virgen sufre una modificación importante a cargo de Luis Caro García, que la transformó en dolorosa, en 1981 fue restaurada también por Juan Ventura dándole el aspecto que hoy en día conocemos.

La Hermandad realiza su estación de penitencia con los tres pasos, el de misterio es de madera de caoba tallada y en el procesiona delante de un olivo el Señor Orando y el Ángel. Iluminan a este paso candelabros de guardabrisas.

En paso del mismo estilo pero iluminado por cuatro hachones procesiona el crucificado, mientras que bajo palio de bambalinas de terciopelo granate liso procesiona la titular del templo y Hermandad Santa María de Jesús.

Fotos: Eduardo Fdez. López y Manuel Pinto Montero.










Utilizamos cookies para realizar medición de la navegación de los usuarios. Si continuas navegando, consideramos que aceptas su uso.